Enviamos a todo el mundo.

TRÓPICOS

Sin existencias

Este libro que veis aquí es el fruto de un año de trabajo. Aquí hay plasmados miedos, sueños, situaciones reales e imaginarias, gente que existe y conozco y gente que no. Aquí hay colores y hay sombras. Hay ojos (muchos) y hay algo de texto, aunque de sobra sabéis que no soy escritora.

En definitiva, estoy muerta de miedo porque ha salido a la venta Trópicos de la mano de Lunwerg Editores y lo que hay ahí plasmado es mi yo más real. 200 páginas de dibujos que aún no han visto la luz… Y son todos vuestros, porque gracias a vuestro apoyo he podido hacer esto y os pertenece en parte.

Podéis encontrarlo a la venta en Amazon, Fnac, Casa del libro, ECI


¿Por qué “naranjalidad”?

“El zumo de naranja es la esencia misma de la naranja puesta de manifiesto, y con esto me refiero a la auténtica naturaleza y a aquello que le confiere su “naranjalidad” y le impide presentar un sabor como, por ejemplo, el del salmón ahumado o la sémola de maíz. A los devotos, la idea de desayunar cualquier cosa que no sea cereales les provoca ansiedad y temor, pero con la muerte de Dios todo está permitido, y pueden comerse profiteroles y almejas a voluntad, e incluso alitas de pollo.“

Pura anarquía. Woody Allen.


“The juice of the orange is the very being of the orange made manifest, and by this I mean its true nature, and that which gives it its “orangeness” and keeps it from tasting like, say, a poached salmon or grits. To the devout, the notion of anything but cereal for breakfast produces anxiety and dread, but with the death of God anything is permitted, and profiteroles and clams may be eaten at will, and even buffalo wings.“;

Mere anarchy. Woody Allen.

naranjalidad@gmail.com